La transexualidad

Sentirse hombre o mujer es básicamente una sensación psicológica. Pero este último eslabón del proceso de identidad sexual, sea en una dirección u otra, se basa no solamente en factores de aprendizaje, ambientales o culturales, si no en un entramado que se inicia desde el mismo momento de la concepción que no se debe ignorar (factores genéticos, hormonales, cerebrales, etc.)

La transexualidad se produce cuando existe una discrepancia psicológica entre el sexo asignado, morfológico, genético, etc. y la identidad sexual. En este caso se sitúan niños, niñas que, sin tener ningún tipo de anomalía biológica identificable, se sienten, sin embargo, incómodos con su propio sexo y cuerpo. Produce un malestar persistente de inadecuación al propio sexo morfológico. Este sentimiento ha de acompañarse de una duradera preocupación sobre cómo deshacerse o modificar las características primarias (genitales) y secundarias del propio sexo (vello, tono de voz, pechos, etc.). En la inmensa mayoría de los casos, estas personas dicen haber sentido ese rechazo desde muy pequeños y de hecho, una buena parte de su actividad psicológica se ha centrado en esa idea casi obsesiva de estar atrapados en un cuerpo sexualmente inadecuado.

En el  gabinete de Psicólogos Sexólogos online ofrecemos una terapia sexológica para poder acompañar y ayudar al transexual en su proceso de acomodación identitaria y corporal. Por otra parte, procuramos enriquecer la vida sexual de las parejas o individuos y ubicarlas en un marco diferente de relación donde se desproblematice más la sexualidad, otorgando recursos para potenciar la

Solicitar Consulta Gratuita

Terapias > Sexológicas